Categorías PORTAL INDUSTRIA

Noticias mejor valoradas

¿Cuál es la diferencia entre la poda y la tala de árboles?

¿Por qué recurrir a un profesional?

Para mantener tu entorno saludable, puedes elegir un tipo de paisajismo específico que te facilite las cosas. Esto puede ayudarte a tener un jardín limpio, por ejemplo, para mantener alejados a los animales no deseados o para crear ventilación en el jardín.

Según expertos en el servicio explica que así, pueden entrar en juego varias intervenciones forestales como la poda o la tala de arboles Madrid. Pero, ¿sabes realmente la diferencia entre estas dos acciones?

A continuación, encontrarás toda la información relevante sobre estas dos intervenciones:

¿En qué consiste realmente la poda de árboles?

En esta intervención silvícola, la mayoría de las ramas vivas o muertas de un árbol se cortan según un plan bien definido. Esto ayuda a eliminar todo el material superfluo del árbol para orientar mejor su crecimiento o limitar su desarrollo.

Para llevar a cabo esta intervención, la mejor opción es contratar a un especialista en poda de árboles para garantizar que se lleve a cabo de forma segura.

Existen varias formas de poda, a saber:

  • Poda ornamental
  • Poda de árboles frutales
  • Poda forestal

Para conseguir un buen resultado, el profesional utilizara una sierra o una motosierra en función del tamaño de las ramas que hay que podar. Estas ramas se aserran por encima, a unos centímetros de las otras ramas, lejos del tronco.


¿En qué consiste realmente la tala de árboles?

La tala de un árbol también es una intervención forestal. Consiste en cortar el árbol por la base para provocar su caída, se realiza principalmente con una motosierra y a veces con una sierra, dependiendo del diámetro del árbol. Es una intervención bastante sencilla, pero requiere ciertos conocimientos que solo un especialista puede ofrecer y garantizar que se realice con seguridad.


Diferencias entre poda y la tala de árboles

La diferencia entre estas dos acciones radica en sus objetivos:

La poda de árboles se realiza con el objetivo de optimizar el crecimiento de un árbol y permitirle seguir una orientación determinada. De hecho, durante su desarrollo, el árbol puede favorecer ciertas ramas que podrían deformar su morfología.

La poda, por tanto, permite eliminar las partes molestas del árbol y crear un crecimiento normal. La intervención se realiza también como medida preventiva y ayuda a garantizar que las ramas muertas del árbol no se caerán durante los periodos de fuertes vientos o bajo el peso de la nieve.

La tala, en cambio, corta todo el árbol. Se trata de una intervención muy importante en la silvicultura, ya que sin ella no es posible obtener la materia prima de la madera. Sin la tala, la madera no estaría disponible para diversos usos: fabricación de muebles, construcción de edificios, uso térmico, etc. También hay que recordar que la tala se realiza con el fin de explotar la tierra. Es decir, los árboles presentes se talan para liberar el espacio necesario para una obra.

Es cierto que después de realizar estos tipos de acciones diferentes, el espacio que contiene los árboles es más aireado y claro. Sin embargo, hay que recordar que son distintas entre sí y se realizan con fines diferentes.

Diferencias entre poda y la tala de árboles


¿Cuándo podar o talar un árbol?

En el caso de una plantación, se puede considerar la poda a partir del segundo o tercer año después de la plantación. Sin embargo, este periodo depende del tipo de especies que haya cultivado. Sólo hay que tener en cuenta que la poda debe realizarse cuando los árboles empiezan a favorecer ciertas ramas más que otras.

En cuanto a la tala, puedes hacerlo cuando los árboles hayan alcanzado la madurez. Además, en tu jardín también puedes hacerlo cuando sientas que falta ventilación o que los árboles empiezan a entrelazarse.


¿Por qué llamar a un profesional para que tale un árbol?

Hoy en día, no es raro que la gente se ponga en contacto con profesionales para realizar trabajos de tala, muchas personas consideran que es la mejor opción. De hecho, son varias las ventajas de recurrir a un talador de árboles profesional.

Estas son las razones por las que deberías llamar a un profesional para talar un árbol:

Seguridad durante los trabajos de tala

La tala es un trabajo muy arriesgado. Esto se debe a que los trabajos de tala exponen a peligros no sólo a los habitantes de una propiedad, sino también a tus vecinos y tu inmueble. Estos peligros incluyen: caída de ramas sobre personas o bienes, corte de un cable eléctrico, etc. Contactar con expertos es mucho más sensato y eficaz.


Indemnización por daños durante las intervenciones de tala

Los daños pueden producirse muy rápidamente al talar un árbol. Si decides realizar el trabajo tú mismo y se producen daños, tendrás que pagar los costes de reparación. En cambio, los profesionales se encargarán de todo si algo va mal. Es importante señalar que, con los profesionales, rara vez se producen incidentes.


Expertos en talar árboles

En contra de lo que algunos podrían pensar, la tala de árboles es un trabajo integral. De hecho, se requiere una gran experiencia para llevar a cabo este tipo de intervención.

La experiencia debidamente adquirida por los profesionales tras varios años de trabajo es una gran ventaja que les permitirá estar a la altura de esta intervención mucho más que tú, así que confía en ellos.


El material y los medios técnicos utilizados para realizar los trabajos de tala

Para llevar a cabo esta compleja tarea, se necesita algo más que un hacha. Se necesita equipo para protegerse de los riesgos que conlleva, para cortar y extraer el árbol desde las ramas hasta la raíz.

Esta extracción hasta la raíz impide que el árbol vuelva a crecer después de un determinado periodo de tiempo. Sólo los profesionales tienen el equipo y las técnicas para hacerlo.


La rapidez de la intervención de los profesionales

Esta es una de las razones por las que muchas personas recurren a profesionales para la tala de árboles.

Los profesionales podrán llevar a cabo esta operación lo más rápidamente posible. Esto también te ahorrará la molestia de tener que pasar varios días trabajando en la obra. Te sorprenderá la rapidez con la que realizan la intervención.


Gestión de los residuos tras la tala del árbol

Los residuos de los trabajos de tala suelen apilarse hasta su completa degradación.

Con la tala profesional de árboles, estos residuos se gestionan de forma más respetuosa con el medio ambiente. Los residuos se transportan a otras empresas para la producción de objetos útiles como muebles, cuadros, etc.

5/5 - (19 votos)

    Deja tu comentario

    Tu dirección de correo no será publicada.*

    uno × 5 =

    Uso de cookies

    Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Más info

    Acepto